Centro infantil: el mejor lugar para los niños

centro infantil

En la antigüedad, cuando tener mucha descendencia y vivir varias generaciones juntas en el mismo hogar era lo común, siempre se podía contar con algún familiar para que vigilara a los menores mientras los adultos trabajaban. Hoy en día, con el rápido estilo de vida de las ciudades y el poco espacio que ofrecen las viviendas, la norma es concebir únicamente uno o dos hijos y durante el horario de trabajo, dejarlos al cuidado de un centro infantil.

Aunque se pueda lamentar el hecho de perder las redes familiares de apoyo, no se puede negar que una guardería moderna es una gran ayuda para los padres. De este modo, ellos pueden pasar las jornadas concentrados en los asuntos laborales, sabiendo que los chicos están a salvo en un ambiente donde, sin recibir clases específicamente, les proporcionan una serie de juegos y actividades para estimular las mentes y mejorar la coordinación física.

La interacción social tampoco es olvidada, pues como algo tan importante para el desarrollo mental y emocional, permite ser un adulto responsable y equilibrado. Las habilidades sociales deben ser estudiadas y practicadas desde temprana edad, de manera que al llegar a la difícil etapa de la adolescencia sepan relacionarse adecuadamente con las personas de su entorno.

Aprendiendo de la vida con sus pares

En estas guarderías muchas veces los chicos aprender a hablar, comer y bañarse solos, controlar esfínteres e inclusive a leer y escribir. Lo que es aún más notable es que hay algunas especializadas que cuentan con personal bilingüe. Así, los niños salen al preescolar con conocimientos básicos de otra lengua e incluso con la capacidad de comunicarse en ella.

Esta herramienta nunca podrá ser ponderada lo suficiente, porque las ventajas que tiene para una persona dominar otro idioma en las primeras etapas son sencillamente impresionantes. El proceso cognitivo se agudiza, la destreza de establecer relaciones se incrementa al igual que la facilidad de captar nuevas ideas, instrucciones o situaciones. Y luego, entrar al competitivo mercado laboral resulta muy sencillo.

En conclusión, no sufra por separarse de los hijos, colocándolos en un centro infantil. Es muy probable que el resultado sea satisfactorio y en el futuro ellos logren alcanzar sus sueños gracias a ese esfuerzo y sacrificio que usted hace ahora.

También te podría gustar...

Deja un comentario